Páginas vistas en total

sábado, 18 de octubre de 2008

Tiburón cailón


El cailón es un tiburón muy robusto (más que el marrajo), su cuerpo es masivo,grueso y muy compacto. Morro cónico, puntiagudo y de longitud media. La boca es grande y parabólica, presenta diastemas detrás del tercer diente superior y en la unión de las hemimandíbulas (sínfisis) derecha e izquierda tanto superiores como inferiores. Los dientes son medianos, con la cúspide moderadamente ancha, recta y de bordes lisos; en la base y a cada lado de la cúspide principal hay una pequeña cuspidilla (característica de las 2 especies del genero Lamna), el tercer diente superior es diminuto. Los ojos son redondos, negros y grandes.

La primera aleta dorsal es grande, con su extremo superior redondeado, tiene su origen justo encima de la axila de las aletas escapulares; segunda dorsal y aleta anal enfrentadas, ambas son diminutas. Las aletas escapulares son cortas, con el extremo redondeado. Aleta caudal en forma de media luna (característica de los tiburones de la familia Lamnidae), con el lóbulo superior ligeramente más grande que el inferior.

Pedúnculo caudal muy grueso y deprimido, ensanchado por quillas laterales, debajo de estas en la base del lóbulo inferior de la caudal hay una pequeña quilla secundaria a cada lado (característica de los 2 escualos del genero Lamna). Hendiduras branquiales grandes, 5 pares.

Presenta una coloración gris azulada en el dorso y flancos, el vientre es blanco sucio; no existe una línea que delimite la coloración del vientre y el dorso,si no que hay un difuminado. La primera aleta dorsal tiene el barbillón posterior blanquecino (característica de la especie).


El tamaño máximo comprobado es de 3' 60 metros; el peso máximo de 230 - 250 kg que varios autores le otorgan en sus guías no es correcto, no se corresponde con el peso que puede alcanzar un espécimen de más de 3 metros de longitud. El cailón es más corpulento que el marrajo, con lo cual esto da a entender pesos superiores a los de este a igualdad de tamaños. Este escualo es maduro sexualmente a partir de los 5 años de edad; 2' 20 metros de longitud en los machos y 1' 50 metros en las hembras. Tiburón ovovivíparo, hasta 5 crías por parto. Como el resto de componentes de la familia practican la ovofagia.

El tamaño al nacer es de hasta 70 centimetros.
Este escualo es un veloz y poderoso cazador de calamares y peces (caballa,arenque,sardina, bacalao, peces planos, atún ,etc) también caza a otros tiburones. Los especímenes de gran tamaño (3 metros o más) se piensa que puedan dar caza a presas mayores (atún rojo,pez espada y ocasionalmente marsopas y delfines).

Este tiburón esta considerado como peligroso para el ser humano debido a su tamaño y posible agresividad, aunque no se han confirmado ninguno de los ataques que se le han atribuido.
es un potente y veloz nadador pelágico y epipelágico que se encuentra tanto en aguas cercanas al litoral como oceánicas, se mueve desde la superficie hasta los 370 metros de profundidad. Prefiere las aguas frías.

En verano se acerca mucho a la costa,llegando a penetrar en playas y puertos. Es muy fuerte,activo y veloz, capaz de arranques bruscos y saltar fuera del agua; su velocidad nunca se ha medido pero con seguridad esta es muy alta (quizá no tan alta como la del
marrajo Isurus oxyrinchus), al igual que el resto de componentes de la familia es homeotermo. Esta especie ha soportado durante décadas una fuerte explotación pesquera, debido a que su carne es muy buena y está considerada una delicia; en ciertos países se la conoce comúnmente como "ternera de mar". Debido a esta intensa sobrepesca la población del Atlántico norte ha sufrido un acusado descenso en los últimos 40 años; si comparamos la población actual con la de hace 40 años vemos que ha sufrido un descenso de hasta el 89%. Debido a esto hoy día es poco abundante y los ejemplares son cada vez más pequeños. La población de tiburones cailón del norte del Océano Atlántico (y en particular la de aguas europeas) está en peligro critico de extinción, cosa que llevan años advirtiendo los científicos que vigilan las pesquerías europeas de este tiburón, debido a esto en Europa desde hace algunos años se intenta aprobar una ley que regule el número de capturas de este escualo.

Comercialmente se le captura en gran cantidad con palangre de deriva y en menor número con artes de red; es también apreciado en la pesca deportiva por la potencia de su tracción, aunque no suele saltar fuera del agua como lo hace su pariente el
marrajo.

miércoles, 15 de octubre de 2008

De asesinos a salvavidas

A pesar de su temible reputación los tiburones podrían convertirse pronto en salvadores de vidas.

Tiburón blanco
El sistema inmune del tiburón es similar al del ser humano pero tiene anticuerpos muy especiales.

Según científicos de la Universidad de La Trobe, en Melbourne, Australia, los anticuerpos de estos animales pueden llegar a ser utilizados como un arma potencial para combatir el cáncer y otras enfermedades.

Los anticuerpos son proteínas en la sangre que se encargan de combatir enfermedades. El sistema inmune los produce para defender al organismo de bacterias, virus, u otras sustancias foráneas.

Los tiburones tienen un sistema inmune similar al del ser humano, pero también poseen un inusual tipo de anticuerpos capaces de detener la progresión de ciertas enfermedades.

Los tratamientos investigados en Australia podrían ser útiles para combatir ciertos tipos de cáncer, malaria y artritis reumatoidea.

Vía oral

Los anticuerpos propios del tiburón son muy pequeños (los más pequeños del reino animal), químicamente más robustos y biológicamente más estables que los anticuerpos convencionales. Por eso son apropiados para las llamadas terapias dirigidas.

Lo más interesante es que estos anticuerpos siguen permaneciendo estables cuando se les coloca en enzimas digestivas
Mick Foley, director de la investigación

Por ejemplo, se podrían desarrollar nuevos tratamientos de anticuerpos que pueden tomarse oralmente en lugar de ser inyectados.

Tal como explicó a la BBC el profesor Mick Foley, quien está dirigiendo la investigación, el primer paso para el desarrollo de un anticuerpo que pueda tomarse oralmente (lo cual ha perseguido la ciencia terapéutica durante muchos años) es que éste sea capaz de sobrevivir las condiciones ácidas del aparato digestivo.

"Podemos, por ejemplo, exponer los anticuerpos de tiburón a temperaturas altísimas y no se desintegran como la harían las moléculas convencionales, pero lo más interesante es que estos anticuerpos siguen permaneciendo estables cuando se les coloca en enzimas digestivas", destacó el investigador.

"Estas moléculas de tiburón parecen seguir siendo estables en el estómago y por lo tanto ya pasamos el primer paso en el desarrollo de esta terapia", agregó.

Resistentes

Ésta no es la primera vez que se reconoce el potencial de los anticuerpos de tiburones para el combate de enfermedades.

Pero otras prácticas con las que se está experimentando en el mundo requieren primero inmunizar al tiburón para que éste desarrolle los anticuerpos.

Microscopio
Los anticuerpos podrían tratar varias enfermedades, como cáncer, malaria y artritis.

La nueva técnica, sin embargo, no necesita la inmunización previa y por lo tanto los científicos no deben enfrentarse al animal para vacunarlo.

Tal como señala el profesor Foley, los anticuerpos de tiburón también han resultado ser muy efectivos en el combate contra el parásito que provoca la malaria.

En un estudio llevado a cabo en 2004, los científicos descubrieron que el anticuerpo del tiburón tiene una especie de gancho largo, como un dedo, que se proyecta de la superficie y se adhiere a una cavidad en la proteína de la malaria.

Este proceso bloquea las funciones moleculares de la proteína e impide que ésta invada a los glóbulos rojos humanos.

"El objetivo ahora es usar estos anticuerpos de tiburón y lograr que se adhieran a cualquier cosa que queramos, como las moléculas de células cancerosas o proteínas que causan inflamación en la artritis reumatoidea. De esta forma podríamos usarlos como tratamientos", concluyó Foley.


Fuente BBC

domingo, 12 de octubre de 2008

Tiburones en Recife





Como podés ver en las señales de las fotos, está muy claro: hay tiburones, y muchos, en la costa de Recife.

Recife es la capital del estado de Pernambuco, ciudad relativamente grande, con más de tres millones de personas considerando todo el núcleo urbano. Hace varios años construyeron un puerto a menos de cien kilómetros de la ciudad, el puerto de Suape, destruyendo, infelizmente, el habitat natural de muchos tiburones “cabeça chata”, un tipo de Jaquetón.

Los animales que vieron su entorno natural modificado tuvieron que mudarse, acercándose más a la playa de la ciudad y creando un peligro para surfistas y aventureros.

No hay ningún peligro en bañarse antes de los arrecifes naturales que forman parte de la ciudad. En la foto inferior podéis ver como se generan unas piscinas seguras para el baño. El peligro comienza cuando alguien tiene la brillante idea de bañarse después de la protección de las rocas. Es allí donde la aventura comienza.